Tus cadencias aman

¡Ay de esos quiebres cadenciosos!
Con todo rigor
miro su cuerpo bailarín
moverse entre cadencias vigorosas.

¡Ay de su existencia!
Es un deleite embriagador,
una fortuna que nunca será amor.

Amor…

 

Inquebrantable voluntad

No es Dios,
ni la fe en él
lo que te conduce al bien,
sino el que poseas
una inquebrantable voluntad.

 

Bien andanzas

Quien abona en su espíritu humildad;
superará riscos, acantilados y efluvios,
con la bendición de sus propias bien andanzas.

 

El ajuste del corazón

Frente a la hora del dolor;
la cadencia serena
que ajusta el biorritmo del corazón.

 

El propio reino

¡Qué reine el placer en tu corazón!
Es humano buscar alegría
para que cada quien;
altiva y afectuosamente triunfe
en el encuentro de su propio reino.

 

Alcances

Para alcanzar la Paz,
no es necesario buscar ninguna gloria.

 

Frente a un espejismo

Idolatrar una imagen,
por muy hermosa que sea,
solo lleva a fundirse en un espejismo.

 

Esos pechos

Anhelo esos pechos
que atesoran la frescura y hermosura
de un cielo propio,
y ese fuego que inflama y calma
dejando vibrante un hecho cierto.

Esos benditos pechos
me echarán siempre hacia un refrescante amor.

 

Sobre estrés 

Incierto y sin consuelo,
la conciencia se agita buscando mansura,
pero reciclando y reciclando “angustias”.

 

Hasta en el quebranto

Que destellen los humanos ardores,
sus alerones y faldones
le dan sentido y virtud a la vida,
ya que van marcando la aventura.

Que destellen esos ardores,
y que la ilusión recóndita de cada alma,
haga inspirar a cada quien hasta liberarse del quebranto.

 

Calumnia y Aflicción

Quien calumnia;
ha abierto un boquete en su ser
que seguramente lo hace gozar,
pero tarde o más temprano,
ese goce calumniador lo lesionará
y lo dejará embarcado en una eterna aflicción.

 

Vivir en sufrimiento

Nunca te sugestiones
pensando que estás condenado
a vivir siempre en pena,
ya que el sufrir;
a veces es un placentero viacrucis,
más cuando se vuelve recurrente
es una vulgaridad, de la cual,
ni el cielo se quiere hacer cargo.

 

Contra el tedio

El corazón no resiste
muchas tentaciones
cuando uno en la juventud florece.

Por ello, hay que aprender
de los jóvenes;
a luchar contra el tedio.

 

Acción e Ilusión

Que tu espíritu se inspire a la luz de la ilusión,
pero, sobre todo, a la sombra de la acción.

 

Ternura y Alba

Penetrar el alba
entre el follaje de la vida
y las cenizas de la muerte;
es la misión que siembra el rocío,
y que le da gloria a cada cosa y ser que existe.

 

Redención e ilusión

Entre rigores y encadenamientos
nacen y mueren los amores,
la Patria, los ídolos,
y todas las ilusiones
que sonríen como divinas,
mas por más fe que le pongan;
nunca redimirán tu inacción.

 

Eterno consuelo

Dios nos sirve,
nos sirvió,
y nos seguirá siendo útil
como un eternal consuelo.

 

Construir con ilusión

Se tú mismo
la raíz de tu propia fe,
y el tronco de la esperanza
que te hace construir
tu realidad con ilusión.

 

Somos vibración

Que prime el cosmos;
su matemático y caótico orden.

Te inspirarás con el grito emblemático
de ser partícula cósmica,
de algo que nació
filosóficamente de una sonora vibrata.

 

Luz  y Cosmos

La luz del cielo vaga libremente,
alimentando materialmente el caótico espacio cósmico.

 

Tiempos infelices

Deploremos la injusticia y el poder malversado,
ya que si no lo hacemos viviremos tiempos aún más infelices.

 

Nido caliente

Una y otra vez
volví al ardiente nido,
crucé desiertos mares y bosques,
y siempre que volvía estaba caliente. 

“Mi Madre y su nido; siempre caliente”.

 

Rezo y Poder

Reza con humanidad;
es la única forma
que el omnipotente te repotencie.

Reza con humildad;
no te declararán Santo pero te potenciarán.

Reza, con humildad y humanidad.

 

Topacio

Cuando crezcas;
acoge el amor de tus nietos
como un topacio para el alma.

 

Sacrosanto vientre

Sacrosanto el esplendor
fecundo de toda Madre.

Ellas ostentan la fragancia
de la multiplicación de la especie.

¡Sacrosantos siempre sus vientres!

 

Sobre la intrascendencia

Entre el infinito azul;
los melódicos timos,
los cantares ancestrales,
la vivacidad de las ardillas
y la esperanza humana,
que a veces se muestra bravía
y otras muy tímidas.

Entre el infinito azul;
los seres humanos van reverberando
su intrascendencia.

 

Potente ejecución

Asílate en la paz
como una soberana virtud.

Inspírate en la bondad;
seguramente, tendrás armonía
y potente capacidad para la ejecución.

 

A cada aurora

Ofrécele a cada aurora
tu interna alegría,
y desde cada ángulo de tu vida;
disfruta no solo de la luz del sol,
sino de tu propia radiación,
que sabiéndolas compartir
será también un Sol para otros seres.

 

Rayos ardientes

La frescura de un verano
nos dona sus divinos fulgores,
y cada ser en esta tierra
con fervor inteligente y compasión
debe aprender a iluminarse
con esos rayos sedientos.

 

Desde lo eterno

Admira con prudencia
la luz que atesora
cada uno de tus días.

Corre sin temor
por toda pradera,
y que tu deseo de vivir
te suministre claras vivencias.

Así, la vida será
para cada quien;
hermosa y sublime,
que te hará pensar
que estás viviendo una eternidad.

 

Ballenas y tristezas

El viento, como las olas,
gime con leve acento cuando el alma cósmica
ve a las ballenas encallar.

 

Vestidos de asco

Con nobleza
camina por el mundo,
si tus pasos son guiados por la fe y la moral
engalanarán tu vida y la de tu familia con honor;
eso sí, la ausencia de moral, tarde o más temprano
te vestirá de asco.

 

Divinas bendiciones

Brillan las nubes
como si fueran soles,
con sus formas encendidas
va llevando ríos y masas
para que día a día
resuciten los bosques y los cauces;
en tanto, el afable campesino
siembra y cosecha frutos
gracias a las divinas bendiciones
que caen entre tormentas y tormentos.

 

Un donaire entusiasta

Ella se muestra
alegre y graciosa,
y con su inocencia destella
un donaire entusiasta
que vuelve vagas a las flores,
y nos hace pasar admirándola
como que si fuera la única y última flor.

Ella, una Dama radiosa,
que a este par de estrofas ha inspirado,
mientras mi corazón, cual un viejo trovador,
ve en su ser una insaciable mujer
que no quiere y no quiere que yo conozca sus frutos,
peor aún su porvenir.

 

Un límpido estilo
(pésame)

Arq. Roberto Béjar Suéscum

“Murmulla el eterno arroyo,
al Arquitecto y gran Maestro
Roberto Béjar Suéscum,
las agitadas olas del cosmos
a otra orilla lo han llevado”.

La fuente de su amor
está retratada en su gran familia,
a la cual con su alegre encanto también tatuó.

Las abejas susurran
buscando el polen de las flores,
se oyen los trinos de nuestras aves tropicales
también la colemba y el tierno jilguero vibran.

Hoy, frente a la espesura
de su ausencia; su familia,
sus amigos y sus discípulos,
sabemos que en la eternidad
el arquitecto Roberto Béjar Suéscum,
seguirá siendo fiel a su siempre límpido estilo.

Febrero 2021

 

Vivificar los talentos

Con entusiasmo y esmero;
esfuerza y calibra tu fantasía
poniendo en tu cabeza y espíritu
lo mejor de tus talentos.

Aviva los vientos,
no dejes que la voraz pereza
ablande tu encendido,
y ladee cualquier forma de tristura.

Deja siempre que tu corazón
alcance el idioma del aprendizaje
y cuando hayas aprendido
sé generoso y esparce tu saber.

Vivifica tus talentos,
y acoge con dulzura a tu prójimo
y sus enojos; manéjalos de tal forma
que nada te arrebate la Paz.

 

Experiencia venturosa

Hay recuerdos que devuelven
la calma y los afectos
que acentúan la fe e inspiran nuevos cantos.

Hay voces vehementes
que dicen
querer eternizar el amor,
pero solo son destellos,
que tarde o más temprano perturbarán.

Al fin de cuentas,
gratas son todas las inocencias,
ya que le dan fulgor
a las cualidades inocentes,
para luego,
de a poco transformarse
en experiencias venturosas o desventurosas.

 

El umbral humano

Más allá
de los umbrales humanos;
el hechizo cósmico
que autorretrata nuestra relación
con los dioses.

Preguntémonos:

¿El hombre al servicio del cosmos
o el cosmos al servicio de lo humano?

Sin esa reciprocidad
colapsaría la frágil humanidad y su materialidad,
y la legitimidad vibratoria de nuestra existencia
no tendría plenitud, ni ningún régimen o reto.

En síntesis, sin esa simbiosis de partículas cósmicas,
y la taumaturgia milagrosa existencial
no lograría el hombre hallar acción en la realidad ni habría profecías;
si no supiéramos que más allá del umbral de lo humano,
de los dioses y de Dios; está el Supra Poder Cósmico.

 

Escultor de la vida

El escultor de la vida
es uno mismo,
y aunque la piedra
sea más dura que el granito,
con fe, optimismo y precisa dulzura;
cincela y pule segundo a segundo
tu acción y reacción.

Tú mismo,
eres la fuerza del ingenio,
que puede afanar o detener
la construcción plena de tu propio ser,
y aunque luzca ruda tu propia tarea
y te produzca cansancio,
estás obligado a construir lo tuyo,
para ti mismo y para la sociedad.

 

Epigrama por el pudor

Guerra y venganza,
impaciencia y dolor,
qué sed tan violenta de quien
abraza la violencia
para ofender a otro hombre
en nombre de Dios.

Aún más grave resulta
que alguien santifique la guerra
sin reconocer que esa es la vía
para una mayor pérdida del pudor.

 

Añadir lenguaje

La vida de cada ser;
vive embriagada de sentimientos,
mas cada quien merece
añadir lenguaje a sus sentimientos.

 

Lo que impulsa

¡Madres y Padres!
¡Oh Dios omnipresente!

Por más que se clame o se reclame,
a cada quien solo le queda vivir
lo que a cada quien motive.

 

Crimen de fuego

“Un dulce beso
puede ser un crimen
de fuego y sin fuero”.

 

Voz serena

“Un premio siempre sagrado;
la voz serena de una Madre que envejece”.

 

Dulce alternativa

¡Qué dulce alternativa!

¡Qué voz más delicada!

Pareciera que desciende
como un relumbrón de Dios,
va incendiar mi ser
con sus cánticos de guirnalda.

¡Qué pasos más majestuosos!

Su animada hermosura
me va día a día regalando
sus plácidos encantos.

Así,
entre el amor y el goce,
me he quedado atrapado entre su vacilante pudor.

 

Caras ondas

Entre las caras
ondas de los ríos;
seres humanos que morirán
por su indelicadeza con la naturaleza.

 

Destitución

“En verano sentiré melancolía,
si la fuerza de tus besos destituyen a mis labios”.

 

Envío poético

Un envío poético con nobleza
y con confidencia te envío.

Por ello,
haz que tus asuntos
de amor
se ventilen con intima pasión.

 

Horizonte e historia

En cada horizonte histórico
la humanidad queda envuelta
entre huracanes y remansos,
decadencias, renacimientos y evocaciones,
unas veces de éxito y otras de fracaso.

 

Acervo espiritual

Quien tiene un hondo raigambre
en su acervo espiritual,
entiende con facilidad la mortalidad
ineludible de su propio destino.

 

Genes brillantes

Quien hace trabajar sus dones,
activa los genes que harán brillar y resonar
su más íntima esencia.

 

Victorioso

Quien cree que debe
jurar por heroico,
tímido o vacilante; recule,
simplemente intenta hacer las cosas
“como Dios manda”,
(sin tanto melodrama),
seguramente; saldrá con empeño victorioso.

 

Aguerrida estupidez

La desorientación
se puede constituir
en una aguerrida estupidez
que puede dejar
a cualquier ser desestabilizado.

 

El escenario de la vida

Estepas desoladas,
cielos radiantes,
airosas siluetas silvestres;
el sortilegio de existir
revitaliza la espiritual y lo mundano,

Al fin de cuentas,
toda vida tiene su desértico
y fecundo escenario
renacentista o apocalíptico.

 

Deleite eterno

Deléitese cada quien
con su hora buena,
pensando que podrá
conquistar las nubes eternas.

 

No ser laureado

No sé si son alegres mis versos
o si perturban;
pienso que no seré laureado,
pero sí que expresé el canto de mi fuego.

 

Gasto taurino

Acorde con el propio designio
inicia tu propia gesta,
a ver si te dan cola o rabo,
o rabo y cola.

“MÁ”

El hijo grita ¡Auxilio!

Solo sabe que dirá
una sola sílaba
que lo sanará o salvará:

“MÁ”

Correspondencia ancestral

Lo único que queda
y quedará como valor estético,
ético e imperturbable;
es la correspondencia que tengamos
generación tras generación con la trascendencia
de nuestros ancestros.

La siguiente victoria

La batalla por la paz
o por algún otro motivo seguirá,
y es fácil vaticinar
que después de la primera victoria
no podrán detenerse en ir por la siguiente victoria.

 

Sobre el juego

Quisiera recordar;
que quien anhela triunfo
debe ser perspicaz y audaz,
pero sobre todo,
evitar las infamias
de todo calibre y forma.

 

El riesgo de la desgracia

Quien cae en desgracia
puede elaborar un ardid
más allá de la dimensión del amor propio,
mas con toda franqueza;
las epístolas que conducen a un ser a la desgracia,
descentrarán fácilmente la mente de cualquier mortal.

 

Dama briosa

Briosos  y vistosos
los sensuales arqueos
de aquella Dama
que silenciosamente señala el camino,
en tanto; algún caballero errante
será recibido
entre sus sábanas fragantes.

Al fin de cuentas,
ella es una maga
de las virtudes de la seducción.

 

El valor de lo eterno

Más allá del amor,
más allá de los rayos solares
que abrazan a la humanidad;
se abren siempre nuevos horizontes
que reconfortan el valor de la eternidad.

 

Pulverizar fantasmas

¡Cada quien
con su sombra divina
y la protección cósmica!

Gracias a esto; existimos,
recreándonos con donaire y pulverizando
los fantasmas que los persiguen.

  

Capital literario

Sin pedir consentimiento te envío mis más sinceras expresiones
haciendo referencia a que no quiero hacerte oír verdades,
sino que escarbes tú mismo cada reglón de mi retórica poética
para que tu descubras cuán grande puede ser todo tu capital literario.

“Solo leyendo se descubre aquello”

 

Cada quien ama

Que no se armen disputas
de que a quién se ama más:

¿A la Madre,
a Dios, o a la Patria?

Cada quien,
ama como quiere o puede.

 

Escarposo infierno

Algunos parecen
rigurosos cristianos,
pero detrás de ese rigor
apilan diablos y esconden
críticos y escarposos infiernos.

 

Observaciones y musas

Las musas inspiran las culpas,
hacen inspirar al Poeta
corazonadas y observaciones
sobre los principios y los capítulos
que nos olvidamos de escribir.

 

Tik – tok

Existen seres humanos,
confieso; que si se caen
de los pedestales que creen estar,
seguramente;
merecen un “tik tok” epistolar.

 

Conveniencia propia

Una razón ilustre
para concurrir al llamado
de la extensión de los bosques;
es que todo ser tiene que ser socorrido,
inclusive, por conveniencia propia.

II

Toquemos el tambor
de las misiones imposibles,
salvemos rápidamente el hábitat natural
por voluntad y conveniencia propia.

 

Calor en cada acción

Brilla día a día
la voz y luz de un nuevo día,
para que cada quien
emprenda su diaria carrera,
para darle calor a cada acción,
y avance el día hacia una nueva creación y recreación.

 

Fe y corazón

La fe tiene una propiedad
física y química
que hace que el corazón
y sus corazonadas no se apaguen.

 

Nietos e hijos

Una ilusión dulcísima;
es sentir el respiro de un hijo,
cuando éste se refleja
en el latido de su propio hijo.

Así, los abuelos vemos
a nuestros anhelos florecer doblemente.

 

Psicoanálisis y sueño

Entre el silencio de la noche
siempre se desprende un sueño,
una pesadilla, a veces nos envían útiles lecciones
que inspiran la teatralidad propia,
que solo el Psicoanalista en el diván pueda interpretar.

 

Mirada que abraza

Sus ojos siempre serán hechiceros,
cuando ella me mira
siento un mundo y larguísimo abrazo.

 

La Nana

Todos nos rendíamos ante su imperioso caminar,
su gran hazaña siempre habría sido criarnos.

 

Hermosura y peso

Los límites bien respetados
le dan hermosura y peso a todo discurso humano.

 

Norma y genealidad

Quien crea, quien construye,
inclusive quien deconstruye;
respeta o crea las normas y reglas para crear.

 

Vírgenes ilesas

Un gran amante;
restituye a la Dama amada,
al mundo de las vírgenes ilesas.

 

Metría y Poesía

Que la poesía no degenere en simplismo ni en complicaciones
que den origen a una ruptura con la estética y ética.

 

Cada quien con su drama

La vida de cada quien
es un cúmulo de güines teatrales,
que cada quien los tiene
que inteligentemente dramatizar,
es decir: cada quien con su drama.

 

El ocio intelectual

La vida sin leer,
sin ocio intelectual,
no alimenta ni el alma ni el espíritu.

 

Feliz ánimo

Quien se desempeña
con ánimo feliz,
hablará en su favor
la cotidiana historia.

 

Sublime sensibilidad

“Quien tiene una sensibilidad elevada
siempre sabrá hallar lo sublime en el arte”.

 

Gozar del sudor

Quien sabe gozar de su sudor;
descubre el agradable biorritmo de existir.

 

Rapsodia al infierno

Himnos de honor y de gloria
para quien destierra
la obscenidad
de su lenguaje y vida,
y construye una excelsa rapsodia
con su propio ingenio y aprecio por el suceso ajeno.

 

 Encarnar

Solo vive bien la vida,
quien encarna o se realiza
en forma efectiva en la acción social.

 

Colapso y sociedad

El progreso del conocimiento
ha dejado claro
que la vida social,
la fuerza y el derecho,
tiene que darle peso al dominio
de la categoría económica,
de la justa distribución, de lo contrario;
el juego ha terminado y la vida social queda colapsada.

 

¡Clemencia!

Una clemencia generosa
requiera la humanidad
para frenar los viles pechos
que encandece vil soberbia y crueldad.

 

Dirección e ímpetu 

No se trata,
solo de número y de ímpetu.

Se trata; que humanamente
ese número e ímpetu
tengan clara su misión,
pero sobre todo; su dirección.

 

Sobre los vicios 

El vicioso al crédito
siempre infla la cuenta hasta el desenfreno,
luego, cuando todo estalla le echa la culpa a su acreedor.

 

Mano abierta

Humano e inteligente
es tener la mano abierta
para darle encuentro a la facción humana
que quiere pan, paz y amor.

Por ello, siempre calma y el espíritu abierto.

 

Campo de Batalla

¡Ay!

El hombre siempre en su propia alma
tiene su gran campo de batalla,
inhala alaridos ideológicos y religiosos
exhala oscuras sombras.

 

La Caída de los Santos

Cuando el Santo se cae del alto pedestal,
la pompa solemne se horroriza,
el incrédulo siempre se ríe,
y el crédulo reafirma
su siempre espléndida corta fe.

 

Flujo y espíritu

El eterno flujo de energía
nos obliga a tomar energía del eterno.

La inquietud sería:

¿Cuánto de energía material
y cuánto de energía espiritual tenemos
para vivir un equilibrio conductual
dentro del nivel lógico y armonioso?

 

Montaje estériles 

¡Cuidado ciudadanos!

Con las maneras irrisorias
con que en formas dramáticas y ultimistas
religiones e ideológicas,
montan insurrecciones armado
para recubrir la esterilidad de su show.

 

Sobre los cretinismos

Hay que tener profundo cuidado
con la variedad de cretinismos
con que las ortodoxas ideológicas
pretenden dominar la dramaturgia humana.

 

La tarea

Desde el alto cielo
los dioses de lo humano contemplan
si el hombre sabe labrar su parcela
con afectuosa armonía,
seguramente; le asignaron los dioses una nueva tarea.

 

Una razón perfecta

En fin, toda vida humana concluye
a pesar de sus propias virtudes,
orgullos y despachos.
Ojalá, hayas tenido un propósito positivo
en el ánimo que el mundo tenga una razón perfecta.

 

Impaciencia amorosa

Hirviendo en el amor;
impaciente puede volverse
el sonoro pulso del amante,
y la lid amorosa,
volverse afortunada o tragicómica.

 

 Perder virtud

No dejes que un caliche te haga arder en iras,
ni que el odio te marque con su esplendor;
perderás la virtud de ser digno de honor y memoria.

 

Devorante altanería

La furia y la vanidad
lucen eternamente poderosos,
y el amor; solo de vez en cuando
calma su devorante altanería.

 

Auto flagelación humana

Tantas veces ha sido la pompa humana triunfalista,
que rebelde cual una vieja musa
hace bullicios entre plazas y avenidas,
sin lograr entender su propia derrota.

Así se sigue auto infligiendo entre selvas, mares y ríos,
que ya dejaron de ser riquísimos, caudalosos y vitales;
su propia extinción.

 

Triunfal, la pompa humana

Rebelde, cual una vieja musa,
hace bullicios entre plazas y avenidas,
sin entender la derrota que se ha auto infringido
entre selvas, mares y ríos,
que ya dejaron de ser riquísimos, caudalosos y vitales.

 

Ganar sin esfuerzo 

Crece la heredad humana
cuando la decencia se planta y cultiva
glorificando al Padre y a la Madre.

Aquí y allá,
el desarrollo humano
requiere de una sana moral
que entone la posibilidad
de que cada quien
tenga un regio manto ético;
más lo grave es que una
gran parte de la humanidad
se inspira en la maligna gracia
de caprichos y de modelos malignos.

Aquí, todos en masa,
entreverados entre ávaros,
infames e ingratos,
que con su malsano poder
dicen que la mayor virtud;
es ganarse todo sin esfuerzo.

 

Seco y estéril 

Tan seca y estéril
puede ser una acción humana,
que lejos de ennoblecer
y dar majestad a la vida de una sociedad,
se desperdicia energía, entusiasmo y acción.

Sublimidad humana;
reconocer los límites y el adecuado libreto
para expresar ideas y realizar acciones.

La vida, hay que calzarla
con el adecuado sueco,
sin quedarnos reducidos
a beber de los arroyos, sin espíritu.

Tan seca y estéril puede ser la vida
si te elevas entre delirantes cantos.

La gracia de tus labios

Frente a la gracia de tus labios
y los méritos de todas tus sensualidades,
reconfirmo día a día
que tú eres la mayor verosimilitud
poética del amor.

Frente a la grandeza de tu esencia
capto el advenimiento
del poder de tu integridad
y el canto de los cánticos,
que expresan con naturalidad
el tránsito estelar de tu poder amatorio.

Surge y columpias en tu ser
el surrealismo de tus contorsiones,
destinados siempre a inspirar alegría y sensualidad.

Espero que nuestros encuentros
sean una ficción justa y elemental,
y aunque resulte imposible
podamos tú y yo metrificar
nuestra intensa pasión
que día a día se da entre sueños.

 

Excitaciones ordinarias 

Excitemos a la alegría
que acompaña a todo espíritu
que quiere vivamente celebrar la existencia.

Ofrezcámosle cosas grandes
al alma y al cuerpo que florecen,
para que aflore día a día lo ordinario
como fuente de satisfacción.

Sublime y perfecta será la gallardía
que nazca de esa posesión del más alto reino,
ya que la bendición de la armonía
es producto de una prospección diaria
para buscar la respectiva bendición.

 

Honradez y Disciplina

Frente al precepto imperioso de existir,
la sensibilidad de solemnizar la vida y la muerte.

¿Cómo conciliar esa dualidad?

Vida – muerte,
es preciso convenir
que cada segundo redime
fervor y paz.

Así el cuerpo humano florece,
se marchita y muere,
mutilando o multiplicando los versos
que le dan prosa a la vida.

Para ello:
¿Cuáles son palabras importantes y sublimes
para construir y deconstruir todo esto?

“Honradez y disciplina”.

 

El sentido espiritual humano

Que surja el sentido espiritual de la vida,
de lo contrario; se extinguirá el discurso humanista
seguirá emergiendo el no duradero discurso del consumo
que confunde materia con riqueza.

Que surja la gremialidad humana y valiente
para hacer propio el más poderoso de los ejercicios humanos;
“amarse a sí mismo”,
no confundiéndose con la falsa fecundidad  de los espejos.

Pídanse bendiciones para la prosperidad espiritual,
y dejemos de metrificar tanto “el tener”.

 

Errancias humanas

Reconocer un error puede avergonzar,
pero sobre todo; debe enseñar.

Tantos ardientes pactos de sangre,
de amor,
entre una cantidad igual
de agridulces velaciones de ilusiones.

Algunos nacen pensando en un futuro feliz,
en tanto, otros calcinan el futuro
sin aspirar libertad, peor aún; Paz.

Miremos al cielo,
seguramente;
algunos podrán fabricar arcoíris,
y otros; alevosamente fingirán
asirse en una dicha que los consumirá.

Así, cada quien tenderá
para soñar o vivir su propia pesadilla.

 

Épica Erótica

Vestida de diáfano erotismo,
allí las poderosas huestes de tus caricias
supieron leer el oráculo de todos mis goces.

Su templo frente a mí, ella ubicó,
deleitándome con la bien hechura
de su ser adorable, luego,
entre las cuerdas de un cuadrilátero
caíamos y recaímos
sobre una aterciopelada lujuria,
en tanto, yo intentaba ceñir su cuerpo
con los besos de mi locura.

Una copa y otra copa estuvieron presentes,
este encuentro parecía no tener fin,
la audacia amorosa derrotaba todo tipo de fatigas.

Aquel encuentro terminó
marcándonos con mil señas y señales.

 

TUS CADENCIAS  AMAN – ÍNDICE:

[post_grid id='13472']
0:00
0:00