Oraciones

No vale darse golpes en el pecho
ni recitar poemas de adolescente,
ni hacer sonar la campana
para enviar señales al cielo
y pedir al anciano Dios
que calme nuestros clamores eróticos.

¡No vale!

Garza Roja / 2015

Pro verbos:

0:00
0:00