Monos

Mono costeño
prepara tu defensa,
el quicuyo come “m”
está bravo y quiere impedir
que los monos comamos guineo con libertad.

Mono costeño,
lo más de prisa posible,
utiliza tu inteligencia
y cuídate del pernicioso quicuyo,
que sediento quiere beberse
las aguas de nuestros cocos.

Guayaquil, fortaleza famosa de monos,
pongan señales de alerta,
los quicuyos van atravesando los campos
con un mono vestido de soledad
que los guía
para romper con nuestra libertad.

¡Monos, carajo despierten!
El mono que los guía
es un vendedor de falsas sonrisas.

ENTRE CONTAGIOS:

0:00
0:00