Pasos dignos

 

Mi Padre me repetía:

“Monchito, que te arranquen la vida pero jamás la dignidad”.

Así, he intentado caminar dando pasos dignos… aunque soy disléxico, lo que me obliga a esforzarme más.

FALSA INGENUIDAD:

0:00
0:00